sábado, 15 de agosto de 2015

Sangre en la orina: causas, diagnóstico y tratamiento

La sangre en la orina o más conocida como “hematuria” es un diagnóstico bastante común en las personas, si no es tratado a tiempo puede complicarse.

La orina es la forma que tiene nuestro organismo de eliminar ciertos deshechos del cuerpo, ya sean toxinas, grasa entre otros.

Éste proceso comienza por los riñones, que son los órganos encargados de eliminar el exceso de líquido y deshechos que trae la sangre y luego los convierte en orina. Luego de eso, la orina pasa por la uretra hasta llegar a la vejiga, donde es almacenado hasta convertirse en orina y retirarse del cuerpo de manera natural.

¿Qué es la sangre en la orina o hematuria?

La hematuria, o la sangre en la orina puede ser visible a simple vista o visible solo con el microscópico.

Hay dos tipos de Hematuria:

Hematuria Microscópica.

Éste tipo de hematuria denominada “Hematuria microscópica”, es cuando la sangre no puede divisarse a simple vista, y debe ser visualizada con un microscopio.
Ésta desaparece sin siquiera tener complicaciones ni necesidades de sufrimiento, es decir, muchas veces con la hematuria microscópica, el paciente muchas veces no se enterará que padece ésta condición, a menos que se realice un examen de orina o un urocultivo.

Hematuria Macroscópica.

Es cuando la cantidad de sangre que fluye por la orina aumenta tanto como en cantidad como en densidad, ésto quiere decir que los glóbulos rojos aumentan hasta conseguir una cantidad considerable para darle una tonalidad roja a la orina e influir en ésta.

Los pacientes con hematuria macroscópica acuden al doctor con esto como principal queja.  Las pacientes con hematuria microscópica encuentran la hematuria de manera incidental en un examen general.

De igual manera que la hematuria microscópica, ésta se elimina sin complicaciones, pero si no es tratado o aumenta puede significar problemas en la salud.
Causas por las que se puede presentar hematuria o sangre en la orina:

Las causas de la hematuria microscópica y macroscópica son similares puede resultar por el sangrado de cualquier parte del tracto urinario. No se puede distiguir a simple vista entre la sangre originaria en los riñones, ureteres, vejiga o la uretra. Cualquier tipo de sangre en la orina debe ser investigada por tu médico, aunque se resuelva espontáneamente.

Lista de posibles causas:

  • Cualquier trauma en el tracto urinario
  • Problemas de la sangre (hematológicos)
  • Enfermedades de tipo hereditarias.
  • Enfermedades de los riñones.
  • Cálculos o piedras renales.
  • Excesos de minerales como el calcio en la sangre.
  • Infecciones varias ya sean renales o de vejiga.
  • Tomar aspirina, clopidogrel o warfarina

Éstos son los motivos más comunes por las que una persona común podría presentar hematuria, claramente existen más, por ejemplo, en adolescentes y mujeres la menstruación, que no es ni infección ni un problema hereditario, sin embargo se presenta sangre en la orina y ésto ya es considerado como hematuria. Por otro lado a veces el realizar actividad física de alto rendimiento o alta exigencia puede producir hematuria, sobre todo los atletas que son corredores de fondo, el uso de medicamentos que son vendidos sin necesidad de receta médica hasta varios analgésicos.

Es poco probable pero no imposible que la hematuria traiga complicaciones en caso de no ser tratada, ya que tiene que ser muy intensa la sangre en la orina para uno poder detectarla sin pensar que es algún problema, lógicamente es necesario realizarse exámenes de orina y generales para chequear que siempre este todo en su lugar y funcionando como corresponde, por otro lado, si no es así puede llegar a ser un problema hematológico, es decir de la sangre hasta puede que sea un coágulo alojado en alguna parte.

En cualquier caso, la hematuria puede ser sólo un síntoma más de algo que puede conllevar a acudir de igual manera a un médico.

Cuando debes acudir al médico

Si presentas sangre en la orina debes acudir de inmediato con tu médico. Si no puedes conseguir una cita con tú médico acude a la sala de urgencias. Si presentas fibre, hematuria y dolor en la región renal debes acudir de inmediato a urgencias.

Como se diagnóstica la sangre en la orina

Es importante que si ves sangre en tu orina alguna vez, acudas al médico de inmediato para evitar complicaciones más adelante, ya que puede ser algo no tan importante, pero siempre es mejor estar seguros y si es que llegaras a necesitar tratamiento poder realizarlo a tiempo y no esperar a que agrave.

Al momento de acudir al médico ya sea porque te diagnosticaron hematuria o simplemente porque lo viste en tu orina, el médico te realizará un par de preguntas y luego hará un examen físico para explorar un poco y descartar alguna inflamación o algo por el estilo. En el momento en que esté realizando las preguntas, no será nada fuera de lo común ni muy embarazoso, si no que serán preguntas de rutina, por ejemplo, si has estado realizando actividades físicas, qué tipo de actividades has estado realizando, durante cuánto tiempo y cómo, pero lo más importante, los antecedentes médicos de tu familia paterna y materna, luego examen de orina para terminar.

El examen de orina es simple y rápido, te entregarán un frasco y te pedirán que orines ahí, y luego lo entregarás y estás listo.

Si éste examen llegara a arrojar un resultado negativo, es decir que ya no padeces hematuria (sangre en la orina), es probable que debas realizar uno o dos exámenes más con aproximadamente dos semanas de diferencia entre cada uno, simplemente para asegurar que los glóbulos rojos ya no existen en tu orina.

En caso de que sólo padezcas hematuria una sola vez, es probable que no necesites ningún tratamiento y solo esperar. Pero, en el caso de que el diagnóstico fuera lo contrario y los resultados fueran positivos, entonces será relativo.

Si no tienes ningún síntoma maligno, es decir fiebre o dolores hasta inflamaciones y no presentas signos de proteína en el examen de orina, el médico decidirá repetir el examen varias veces a lo largo del tiempo (puede ser hasta meses), para ir haciendo un seguimiento de la sangre y ver si es que sigue apareciendo en los exámenes.

En caso de que los exámenes presentaran algún diagnóstico extraño y se inclinaran hacia algo más grave o te hayas lesionado, entonces deberás realizarte más exámenes de orina, ésta vez un “urocultivo” o cultivo de orina hasta una resonancia magnética o una tomografía.
Si fuera necesario, tu médico podría pedir una muestra de los tejidos de los riñones, realizándose una biopsia para enviarla a análisis o también podría optar por inspeccionar el interior del cuerpo, es decir los órganos con instrumentos clínicos para descartar alguna enfermedad.

Las pruebas que te puede pedir tú médico para encontrar la cuasa son la tomografía, citoscopia y la citología urinaria.


El tratamiento de la sangre en la orina depende de la causa

El manejo de un paciente con sangre en la orina depende de la causa. Primero tú médico debe encontrar el problema que causa la sangre en la orina para poder iniciar un tratamiento.

Existen diversos casos en los que se requiere tratamiento para combatir la hematuria, sin embargo es menos probable que sean necesarios, ya que la mayoría de las veces es menos complicado y peligroso de lo que se cree.

Pero no debes confiarte jamás, cuando la hematuria o la sangre en la orina proviene de una infección urinaria o presenta bacterias en la sangre o en la orina, los médicos la querrán tratar con antibióticos de manera que se elimine aquella infección y con ésto también las bacterias.

En el caso de que la hematuria pueda ser signo de algo que parezca mas grave como la anemia, entonces los médicos querrán tratar de igual manera con mayor cautela.
En el caso de recibir un tratamiento (de ser necesario), es muy probable que los doctores quieran realizar un seguimiento o una serie de revisiones para concluirlo, pero no te asustes, es sólo para estar seguros de que la orina ha vuelto a la normalidad y ha dejado los glóbulos rojos atrás.

En el caso de que la sangre en la orina sea constante o se presente en reiteradas ocasiones y no presentas síntomas que estén asociados a alguna enfermedad o patología como las anteriormente mencionadas, entonces se requerirá realizar diversos análisis de orina de manera constante sin dejar de lado las exploraciones y exámenes físicos cada una cantidad de meses propuesta por el médico según la gravedad de la hematuria, durante por lo menos un año y luego sólo una vez cada año como un podo de precaución y así evitar complicaciones a largo plazo.

Si sigues con hematuria o presentas otros síntomas, entonces acude una vez más al médico, es mejor prevenir que lamentar, como bien dice el dicho, en éste caso, entonces tu médico de cabecera decidirá realizar nuevamente exámenes de orina para buscar la respuesta al sangrado.

Es importante que sepas que aunque el sangrado en la orina (hematuria) es algo bastante común en las personas, no debes confiarte ni dejar de acudir al médico, ya que aunque sea “normal” en ciertas ocasiones, nunca sabes cuando puedes presentar alguna otra complicación y tu cuerpo se está manifestando de ésta manera como modo de alerta.

En cualquiera de los casos, los médicos siempre sabrán que hacer y encontrarán la respuesta, es cierto, puede ser un poco tedioso a veces y hasta molesto tener que acudir cada cierto tiempo al médico, pero es la única manera en que puedes estar seguro de que estás completamente sano y no tienes nada que mas adelante podrías lamentar, es por eso que a fin de cuentas existe la medicina, para encontrar las respuestas que nuestro cuerpo a veces pide y no lo sabemos escuchar.

En el caso de ser así y de necesitar asistencia médica, siempre podrás acudir a un médico general que podrá resolver tus dudas y derivará el caso a un especialista de ser necesario, sin dejar de lado que te pedirá de igual manera exámenes.

Por otro lado también puedes acudir en el caso de ser mujer a un ginecólogo, ya que muchas veces puedes estar presentando tu primera menstruación y es hora de que acudas para comenzar un control rutinario o simplemente puedes acudir al nefrólogo (médico que ve las enfermedades de los riñones e infecciones urinarias de alta potencia como lo es la pielonefritis) y el también podrá ayudarte.

laguiadelasvitaminas.com

No hay comentarios:

Publicar un comentario

Recibe todas nuestras actualizaciones en tu E-mail